Corte la perdida por muertes…Haciendo necropsias

 Resize text         Printer-friendly version of this article Printer-friendly version of this article

[Read in English]

Durante las ultimas dos décadas, el numero de animales que mueren en las lecherías a aumentado continuamente. Un cuestionario realizado en 1988 mostró una tasa de mortalidad del 1.8 por ciento. El estudio del Sistema Nacional de Monitoreo de Salud Animal del 2007 indica una mortalidad de vacas adultas del 5.7 por ciento. Esto es un aumento de más del 300 por ciento en 20 años. En algunos estados, la mortalidad anual de vacas adultas es superior al 10 por ciento.

El aumento puede ser atribuido a varias cosas como nuevas enfermedades, genética, nutrición, medio ambiente o manejo. Para saber la verdad de la causa de las enfermedades, se debe realizar una necropsia (autopsia). Unas investigaciones en La Universidad Estatal de Colorado indican que la causa de la muerte se diagnostica erróneamente en el 50 por ciento de las veces.

Que es una necropsia?

También se llama un examen post-mortem o autopsia, lo cual es el examen de un animal muerto. Se hace para obtener la causa precisa de la muerte, lo cual se logra cuando la necropsia se hace apropiadamente, lo cual incluye mirar al animal completamente así como a cada órgano individualmente. Un examen y muestreo adecuado de los órganos, ayuda a determinar la causa de la muerte a si sea enfermedad o trauma.

Frank Garry, quien es profesor de medicina veterinaria de la Universidad Estatal de Colorado nos dice: cuando sabemos la razón real por la cual se mueren las vacas, se puede parar la tendencia a aumentar la mortalidad. Cada animal muerto tiene una historia que contar, pero no se puede contar si no se hace la necropsia.

Que fue lo que paso?

Se puede pensar que es mejor gastar el tiempo con los animales vivos que con los muertos, además el deshacerse de las carcasas después de una necropsia puede ser más difícil. Sin embargo, las necropsias nos proveen una cantidad de información sobre la salud del hato la cual no podemos conseguir de ninguna otra manera.

Frank Garry nos dice:”si el productor no sabe lo que paso, este esta disparando en la oscuridad. Fallo el tratamiento o estaba tratando la enfermedad que no era?

Nos estamos mintiendo si pensamos que nosotros sabemos por que se mueren todas las vacas que se mueren. Si usted registra la razón de la muerte en sus registros sin hacer una necropsia usted simplemente esta registrando una adivinanza. Nos dice Angela Daniels, quien es veterinaria en Circle H Animal Health en Dalhart, Texas.  

Cuantas veces si adivinamos? La respuesta es menos del 50 por ciento de la s veces. Nuestra clínica hizo un entrenamiento sobre necropsias con un grupo de mayordomos de salud. Se les pregunto que analizaran la causa de la muerte antes de hacer la necropsia. Ni una sola causa de muerte fue analizada correctamente. Nos cuenta Daniels.

Si se asumen diagnósticos incorrectos entonces la información registrada en los registros del computador esta errónea, lo cual crea otro problema. Cuando se evalúan las causas de muerte los registros del computador pueden decir: “disparo”, “muerta”, “digestivo”, “respiratorio” o “accidente”. Pero, el término “digestivo”  le permite diferenciar entre salmonelosis, cuerpo extraño o acidosis? Le dice algo en lo que usted pueda basar alguna decisión de manejo?

Daniels nos dice: “Si usted trata de tomar decisiones sobre como reducir la mortalidad basado en los datos registrados de esa manera en su computador, usted llegara a conclusiones erróneas.

Encuentre las respuestas

Lo ideal seria hacer necropsia en cada uno de los animales muertos. Pero sabiendo que los productores y los veterinarios viven muy ocupados, lo realísticos es tener un objetivo identificado. El objetivo deben ser las vacas con desempeño pobre o que mueren por causa desconocida. Garry nos dice: si usted adivina que la mayoría de las vacas se le están muriendo por razones respiratorias y el resultado de la necropsia muestra que se han muerto por otra razón, entonce usted cambia rotundamente la manera que va a manejar esas vacas en el futuro.

Cuando se seleccionan las necropsias, los productores pueden tener un gran retorno sobre su inversión. Estudios en la Universidad Estatal de Colorado indican que por lo menos el 50 por ciento de las vacas muertas pueden haberse prevenido con buen manejo. Esto multiplicado por el valor de una becerra de remplazo, presenta una oportunidad económica muy grande. Se pueden encontrar respuestas muy rápido, una necropsia en promedio se demora 30 minutos en una vaca adulta y mucho menos en una vaquilla o becerra.

Garry nos explica: si la información obtenida en la necropsia se pone en uso, se convierte en una inversión invaluable ya que usted puede disminuir su pérdida por mortalidad. La clave es como se usa esa información.

Dee Griffin, quien es un veterinario con Great Plains Veterinary Education Center de la Universidad de Nebraska, sabe por experiencia propia el valor de una necropsia. Nos dice “el otoño pasado tuvimos muchas vacas que se murieron de lo que parecía ser un problema de neumonía. Después del diagnostico supimos que se estaban muriendo de cetocis. En ese estado de lactancia no habíamos considerado la cetocis como posibilidad de muerte. Trajimos al nutricionista y la ración que se había recetado no era la misma que se había mandado del molino. Debido a la necropsia, pudimos resolver el problema en tan solo 48 horas”.

La Luna Dairy es una lechería de 1500 vacas en Willington, Colorado la cual ha venido trabajando con un veterinario, haciendo necropsias durante más de 10 años. Se le hace necropsia a más del 90 por ciento de los animales muertos. De vez en cuando, vemos algo inesperado que crea más preguntas que respuestas. Nos dice Jon Slutsky, quien es el dueño.

Las necropsias le han dado a Slutsky la información que no tenía antes. “Ahora llamamos a nuestro veterinario por razones que no lo llamábamos anteriormente. También tomamos las decisiones sobre descarte y tratamiento de una manera diferente ya que tenemos una idea del problema que se viene.  Antes de hacer necropsias, La Luna tenía una mortalidad tan alta como el 9 por ciento, lo que significa que estaba perdiendo 135 vacas por año por razones desconocidas. Desde que se implementaron las necropsias en el manejo de la lechería se ha reducido la mortalidad al 6 por ciento y se espera llegar al 5 este año.

Es importante determinar la causa real de la muerte para prevenir perdidas por muerte en el futuro. Las necropsias permiten el descubrimiento mas rápido de problemas nuevos en una lechería y ayudan a que el manejo se enfoque en lo que se necesita hacer para reducir la mortalidad.


Como hago yo una necropsia?

La necropsia se debe hacer dentro de 24 horas después de la muerte de la vaca y no siempre es posible encontrar un veterinario disponible.

Pero si es posible que el productor o uno de sus empleados recolecten los tejidos para que el veterinario los evalúe. Y con la tecnología de hoy es posible realizar una necropsia con las instrucciones del veterinario a través del teléfono. O también se puede usar fotos digitales y evaluarlas después. Garry nos dice que algo de información es mejor que nada. La clave es desarrollar un grupo de personas que sean capaces de ejecutar una necropsia cuando el veterinario no este presente. De esta forma los trabajadores van a estar más enterados de las muertes inesperadas y así aran lo que se pueda para prevenirlas. En los lotes de engorde s muy común que los empleados hagan las necropsias y le reporten lo encontrado al veterinario. Los tutoriales de cómo hacer una necropsia paso a paso se encuentran disponibles por el Internet en Colorado State University y en Iniversity of Nebraska. Estos se pueden descargar desde:


O usted puede ordenar un C.D. contactando a Frank Garry, profesor de medicina veterinaria en la Universidad Estatal de Colorado.: James L. Voss Veterinary Teaching Hospital, 300 West Drake, Fort Collins, Colo., 80523, teléfono (970) 221-4535. O mándele un correo electrónico a  fgarry@colostate.edu.


Comuníquese con su compañía que recolecta las vacas muertas

El deshacerse de las vacas muertas después de haberles hecho necropsia puede ser difícil. A estas compañías no les gusta este tipo de vacas. Sin embargo el valor recibido por al información recolectada en la necropsia sobre pasa estas dificultades. Dee Griffin, veterinario del Great Plains Veterinary Educational Center de la Universidad de Nebraska, nota que es posible desarrollar una necropsia sin cortar la carcasa. Una carcasa intacta y una piel de calidad son de importancia para la compañía que recolecta las vacas muertas. Desde el punto de vista de estas compañías, una carcasa cuesta $50 ($25 por la piel y $25 para harina de hueso y carne).

Cuando se hace un corte incorrecto en la piel, la compañía pierde dinero. Es muy importante tener un cuchillo bien afilado para no dañar la piel. La carcasa no se debe arrastrar para no dañarle su valor. Griffin nos explica que se debe seguir un procedimiento correcto para no dañar la carcasa. Si hay partes del cuerpo que están colgando, se vuelve muy inconveniente para que la persona que la va a levantar, especialmente si el clima esta caliente. Es importante comunicarse con la compañía que trabaja en la recolección de las vacas muertas, para que ellos reciban un valor por la carcasa y que usted reciba un valor por la necropsia. Nos dice Griffin.

Puntos para recordar:

  • Déjele una buena piel a la compañía de los animales muertos
  • Que la carcasa este fresca
  • Comuníquese con el chofer y las instalaciones sobre sus planes
  • Trate al chofer como si usted estuviera contento de verlo

Dependiendo de las regulaciones de su estado, las carcasas también se pueden enterrar o se pueden hacer composta.

 


Prev 1 2 Next All



Comments (0) Leave a comment 

Name
e-Mail (required)
Location

Comment:

characters left


644K Hybrid Wheel Loader

The 229 hp 644K Hybrid Wheel Loader from John Deere utilizes two sources of energy: diesel and electric. The machine’s ... Read More

View all Products in this segment

View All Buyers Guides

)
Feedback Form
Leads to Insight